30 de junio de 2011

COPA AMERICA 2011 ARGENTINA

El torneo continental comenzará este viernes en la ciudad argentina de La Plata. Se jugarán 26 partidos, que se repartirán entre las ocho sedes que tendrá el certamen
Con el rótulo de haber sido elegido como mejor jugador del mundo en las dos últimas temporadas, "La Pulga" Messi promete conquistar, por fin, a sus compatriotas en el primer campeonato que jugará en su país
Argentina se enfrentará a Bolivia en el partido inaugural que se jugará este viernes en el renovado estadio Ciudad de La Plata, el único techado de Latinoamérica.
La selección mayor albiceleste está sedienta de títulos, ya que el último fue la Copa América 1993 realizada en Ecuador. Y además carga con el favoritismo de la localía, la presencia de Messi y sus ilusiones maltrechas en el Mundial de Sudáfica 2010.
Sin embargo, por delante tendrá a un Brasil que buscará revalidar la corona que logró en Venezuela 2007, donde goleó en la final a la Argentina por 3 a 0. Para tratar de conseguir este objetivo se apoyará en sus jóvenes figuras: Neymar, Ganso, Pato y Robinho.

Por su parte, la gran sorpresa del último Mundial, Uruguay, que terminó el certamen en cuarto lugar, intentará repetir esa gran actuación amparado en sus delanteros-estrella: Edinson Cavani, Diego Forlán y Luis Suárez.
Mientras que Paraguay, dirigido otra vez por el argentino Gerardo "Tata" Martino, también intentará ratificar que su brillo en Sudáfrica no fue una gesta aislada. En tanto que Ecuador, Colombia y Chile siempre pueden dar una grata sorpresa.

El campeonato también contará con la presencia de Perú, Venezuela y México, éste último con un combinado Sub-22 sacudido por la expulsión de ocho jugadores horas antes del inicio del torneo por un escándalo con prostitutas. A su vez, Costa Rica reemplazará a Japón, que renunció al certamen ante las serias dificultades que tuvo para reunir a su Selección tras el devastador terremoto y tsunami que sufrió en marzo.

La Copa América, que se celebra desde 1916, será inaugurada con una ceremonia cuyo espectáculo central estará a cargo de los músicos Diego Torres, Ivete Sangalo y los Choc Quib Town, quienes presentarán el tema oficial Creo en América.

A partir de allí, el campeonato se distribuirá por las sedes de La Plata, Mendoza, Córdoba, Santa Fe, San Juan, Salta y Jujuy. La final se jugará el 24 de julio en el estadio Monumental de Buenos Aires, que deberá ser reparado contra reloj tras haber quedado muy dañado por los fanáticos de River Plate, que descargaron su furia por el descenso de su equipo a la segunda división.
Con el simpático ñandú Suri como mascota oficial, el tradicional certamen fue programado como un evento federal para llevar el fútbol a gran parte de la Argentina. Sin embargo, los organizadores advirtieron que será un torneo "terrenal", sin grandes despliegues, pero con la última tecnología y el aporte de 3.000 jóvenes voluntarios que trabajarán para que todo sea una fiesta.

La Copa América Argentina 2011 será televisada a 208 naciones en alta definición (HD), se emitieron 775 mil entradas para los 26 partidos y se espera que todos los estadios luzcan a pleno durante los encuentros.

A esto hay que agregarle los aportes de los 15 patrocinadores de primer nivel que tendrá el campeonato, lo que le hace prever a los organizadores que las cuentas cerrarán con un superávit superior al de la edición previa llevada a cabo en Venezuela.

Todo hace suponer que la Copa América 2011 será un festival de buen fútbol e integración latinoamericana que trascenderá el continente, y al que sólo las cenizas del volcán chileno Caulle-Puyehue podría condicionar por los caprichos de la naturaleza.
Lionel Messi, obligado a rendir riguroso examen ante su público que lo mira con desconfianza, será el eje del equipo de Argentina que se medirá el viernes ante Bolivia en la inauguración de la Copa América.
Messi, ídolo del Barcelona, tendrá múltiples desafíos: deberá por fin revalidar ante los argentinos que es el mejor del mundo y en ese partido tendrá la oportunidad de vengarse de una de las mayores afrentas que sufrió él mismo como jugador --y todo el balompié de Argentina-- cuando Bolivia la humilló 6-1 en La Paz.
El astro del Barcelona estuvo en aquel partido el 1 de abril de 2009 por las eliminatorias para el posterior Mundial de Sudáfrica, integrando sociedad de ataque con Carlos Tevez, como volvería a ocurrir ahora ya que ese goleador del Manchester City parece haberle ganado la puja a Angel Di María (Real Madrid).
Lejos de jugar con dos delanteros como ese día, Argentina se reforzará con Ezequiel Lavezzi (Napoli, Italia) para completar un trío con Messi y Tevez. En el banco estarán listos para entrar en acción otros pesos pesados como Sergio Agüero (Atlético Madrid, España), Gonzalo Higuaín (Real Madrid, España) y Diego Milito (Inter, Italia).
El defensor Javier Zanetti (Inter, Italia) y el centrocampista y capitán Javier Mascherano fueron otros de los que estuvieron en aquel partido bajo el mando de Diego Maradona, a quien sucedió el actual técnico Sergio Batista
Argentina y Bolivia se verán las caras por primera vez desde aquella ocasión.

"Ningún partido es igual a otro; nosotros saldremos a ganar y a tratar de imponer nuestro juego", dijo Batista. "Tenemos un buen equipo y al mejor del mundo que es Messi".

Curtido de gloria con Barcelona, Messi solo exhibió talento a cuentagotas con Argentina, con la que aún no ganó ningún título de mayores a nivel oficial. Messi jugó los Mundiales de Alemania 2006 y Sudáfrica, así como también la Copa América de Venezuela 2007, cuando su equipo perdió la final con Brasil por segunda vez consecutiva.

"Siempre fui discutido por cómo se dieron las cosas en la selección, que desgraciadamente no se pudo ganar ni la Copa América ni el Mundial", dijo Messi, de 24 años. "Pero ahora estoy sintiendo el cariño de la gente".

A pesar de que los aficionados argentinos aún no le rinden pleitesía como lo hacen los del Barcelona, Messi siempre se manifestó como un jugador diferente con la Albiceleste, en la que marcó 16 goles en 56 partidos.

Messi será sin ninguna duda el eje del equipo, algo que sus compañeros aceptan y no solo porque así lo decidió Batista.
"¡Cómo no vas a depender de Messi¡", dijo Mascherano. "No está mal depender del mejor. Siempre está en condiciones de hacer algo diferente en una milésima de segundo".

Por supuesto que Messi es la gran preocupación de Bolivia, por lo que su técnico Gustavo Quinteros le brindará una atención especial.

"Todo el mundo lo sabe a Messi no hay que dejar que tome el balón porque es el mejor jugador del mundo", dijo Quintero, argentino nacionalizado boliviano. "Hay que marcarlo de cerca, no se lo debe dejar jugar, porque cuando te encara, es difícil ganarle".

Aunque el único hombre de punta en Bolivia es Marcelo Martins, el entrenador dice que tiene planeado llegar al gol "hasta con cuatro hombres".

Martins (Shakthar, Ucrania), quien abrió el marcador en el 6-0 de La Paz, tendrá como compañero de ataque a Edivaldo Rojas (Naval, Portugal). Martins y Rojas son brasileños nacionalizados bolivianos.

Argentina, dos veces campeón mundial, es el máximo campeón de la copa con 14 títulos junto con Uruguay.

Pero la última vez que los Albicelestes triunfaron en un campeonato fue hace 18 años en Ecuador, y desde entonces a nivel de mayores no ganaron ningún otro título grande.

Bolivia se alzó con la Copa América una sola vez, en 1963 en La Paz.

El partido, dentro del Grupo A que completan Colombia y Costa Rica, se jugará desde las 21.45 (0045 GMT) en el estadio Unico de la ciudad de La Plata.

Alineaciones probables:

ARGENTINA: Sergio Romero, Javier Zanetti, Nicolás Burdisso, Gabriel Milito, Marcos Rojo, Ever Banega, Javier Mascherano, Esteban Cambiasso, Ezequiel Lavezzi, Lionel Messi y Carlos Tevez (Angel di María).

BOLIVIA: Carlos Arias, Lorgio Álvarez, Ronald Raldes, Ronald Rivero, Luis Gutiérrez, Jaime Robles, Wálter Flores, Joselito Vaca, Jhasmani Campos, Edivaldo Rojas y Marcelo Martins.

Arbitro: Roberto Silvera (Uruguay).

No hay comentarios:

Publicar un comentario